La intensa la luz solar se extiende sobre el territorio yucateco y sus intrincados ríos subterráneos salen a la luz en la forma de cenotes de agua cristalina y tonalidades turquesa difíciles de imaginar. Pero Yucatán también cuenta con playas de gran belleza, las cuales destacan por su pureza silvestre y su potencial turístico. En las aguas de la región el Golfo de México se entrevera con el Mar Caribe creando un entorno costero realmente admirable. En esta nota vamos a mencionar les algunos consejos para visitar las playas de Yucatán.

El Palmar

Es una zona protegida donde tienen su hábitat de numerosas aves acuáticas de tipo migratorio, por ejemplo, el pato canadiense. Se trata de una de las áreas silvestres más relevantes para el equilibrio ecológico del estado de Yucatán. Por su abundante fauna y variada flora es excelente para los afectos al turismo de naturaleza. En El Palmar se ubica el faro de mayor altura en toda la entidad y eso es un atractivo adicional que vale la pena tomar en cuenta. El Palmar se encuentra a unos 80 kilómetros de la ciudad de Mérida, capital del Estado, siguiendo la carretera estatal sin número.

Las opciones de hospedaje en la zona no son tan espectaculares como el hotel Oasis Palm de Cancún, pero resultan eficientes, cómodas y seguras.

Chelem

Ahora les recomendamos este pequeño puerto pesquero que cuenta con mágicas playas de arena tersa y un oleaje apacible que permite la práctica del buceo, la natación y el velerismo. En esta zona costera los visitantes gustan de saborear ricos antojitos regionales en los restaurantes palaperos que allí se ubican. Pero, además, el puerto de Chelem también es de los más favorecidos por el turismo local, en especial durante los fines de semana y días festivos. Chelem se encuentra a 9 km de Puerto Progreso, siguiendo la carretera estatal sin número.

Arrecife Los Alacranes

Este conglomerado coralino tiene tan sugestivo nombres debido a que una de sus áreas da la apariencia de ser un gran alacrán blandiendo sus tenazas. Arrecife Los Alacranes está integrado por 5 Islas con grandes acantilados: Desaparecida, Blanca, Pájaros, Desterrada e Isla Pérez. Este arrecife se ha transformado en el hábitat de numerosas especies de aves marinas como es el caso de charranes, pelícanos goma gaviotas, cáspicos, aves reales, pájaros bobo y golondrina marina.

Para fines de alojamiento en la región se hallarán hoteles de rústico estilo, a su modo, tan confortables como el célebre hotel Barcelo Huatulco, uno de los mejores en las costas oaxaqueñas.