Loltún o “Flor de piedra”, es el nombre de singulares grutas ubicadas en el sur del estado de Yucatán. Los mayas las utilizaban para proveerse de arcilla, con la que fabricaban sus utensilios y, también, como centro religioso y refugio.
En su interior se han encontrado vestigios paleontológicos y arqueológicos que demuestran el tipo de animales prehistóricos que habitaron en la zona, e incluso, el desarrollo de la cultura maya en diferentes épocas históricas.

Este sitio ha sido acondicionado de tal forma que los visitantes puedan realizar con seguridad un recorrido de aproximadamente un kilómetro en su interior, durante el cual pueden conocer algo de la historia natural y cultural del área maya del Norte. De igual manera, podrán admirar caprichosas formaciones naturales que aparentan distintas figuras y que inspiran la imaginación del hombre, como ‘Flor de piedra’, que le da nombre a estas grutas. Asimismo, una de las salas está compuesta por peculiares columnas que, al ser golpeadas, producen sonidos, como si constituyesen un natural instrumento musical.